LEYLAND KIRBY – “We drink to forget the coming storm” DIGITAL (History Always Favours The Winners, 2014)

LeylandKirby-WeDrinkDIG-web
Soy algo reacio a comentar la música que no me llega en formato físico, pero con este disco hago una excepción por dos razones: 1) Sólo se ha publicado en formato digital; y 2) La calidad del contenido es tan asombrosa que me apetece reseñarla. Pues bien, se trata de una nueva colección con más de 3 horas de música de aspecto sombrío y apocalíptico, como bien nos tiene acostumbrados el autor ahora afincado en Cracovia. El 9 de mayo de 2014 cumplía 40 años James Leyland Kirby, y se le ocurrió celebrarlo con los fans regalando estos 40 temas llenos de oscuridad y desolación, canciones sólo disponibles en su Bandcamp durante 40 días y 40 noches. Lo firma como Leyland Kirby porque el sonido no es tan espeso y experimental como cuando graba como THE STRANGER, ni aparecen samples de vinilos ni tampoco tiene el aspecto nostálgico como cuando usa THE CARETAKER, sino que está todo compuesto a base de pianos que parecen tocar solos y de forma aleatoria, adornados con arreglos de cuerdas y coros sintetizados. Leyland Kirby se ha pasado noches enteras escribiendo las piezas de este ‘We drink to forget the coming storm’, noches oscuras llenas de desencanto y melancolía en las que cogía el teclado y se ponía a grabar, sin hacer segundas tomas, por lo que invita a disfrutar de los errores y de la espontaneidad. Kirby tiene una visión pesimista de lo que le rodea y del futuro, sentimientos que retrata perfectamente con su música, y dice que lo peor está por llegar. El álbum se puede (o se podía, mejor dicho) bajar desde su Bandcamp por “el precio de un vaso de whisky” (es lo que sugiere, para brindar por su cumple), o incluso sin pagar, y es que en el título dice que “bebemos para olvidar que se acerca la tormenta”. Estas canciones son una reflexión del tiempo que pasa, una mirada al pasado y al abismo futuro que viene. La desolación, el pesimismo y la decepción son tres constantes en toda la obra en general, y en este disco en particular, de este interesante icono del ambient.
 

Mis favoritas:

1. Eleven.
2. Four.
3. Thirty-one.


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *