SIGUR RÓS – “Takk…” CD (Geffen, 2005)

SigurRos-Takk-LL
Cuarto trabajo de estudio de estos islandeses. El álbum sigue una continuidad con los anteriores, es otro viaje a través de paisajes helados y con una luz invernal que recorre los 11 cortes que tiene el disco, donde la mayoría de temas supera los 6 minutos de duración, y nos sumerge en una viaje por parajes naturales que dura más de una hora, una delicia… intensidad emocional, contrastes cromáticos, descargas de tensión después de la calma más absoluta y viceversa, un túnel hacia lugares preciosos guiados por las preciosos gemas que nos ofrecen estos islandeses, quiénes poblan de arreglos épicos sus canciones: órganos, cuartetos de cuerda magistrales, gélidos pianos, y un sinfín de diminutos detalles que contribuyen a que el viaje sea más placentero y multicolor. Los temas no están pensados para el directo, sino para ayudarte a transportarte a tierras dónde nunca has estado desde el mismo momento en que te pones los auriculares… la forma más barata y cómoda de viajar… y es que llevo ‘Takk…’ en el reproductor del coche y miro las montañas heladas a mi alrededor, el cielo abierto en el horizonte al atardecer, con los rayos invernales del sol invitándome a viajar a un lugar donde nunca he estado, y yo me dejo llevar, los haces solares tienden una rampa luminosa hacia la autovía, y me empiezo a elevar… los pianos suenan como delicadas piezas de hielo que juegan con tus estados de ánimo, te erizan el vello de todo tu cuerpo,… Con este trabajo, más feliz y optimista que ‘( )’, se han divertido más en el estudio, se han sentido más seguros de sí mismos, y eso lo transmiten… también es cierto que se han tirado más de 20 meses grabando el disco… Salvo en “Gong” y “Mílanó”, que pertenecen a la etapa anterior, las voces en todas las canciones nuevas están en islandés. De las música han surgido las palabras, todo es natural, todo fluye en este nuevo disco de este fabuloso grupo,… Las letras son sencillas, nada trascendentales, pero dan un poco igual, lo importante son las emociones que despiertan con sus ambientaciones, con las atmósferas que crean… Este nuevo trabajo toma su título de la palabra con la que despiden siempre los conciertos a través de los sistemas de proyección: Takk…, es decir, gracias. Un álbum, o un grupo, en el que lo más importante es la comunicación, las sensaciones, emociones y pensamientos o sueños que evocan…
 

Mis favoritas:

1. Hoppípolla.
2. Takk…
3. Andvari.


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *